060

Meditación para activar la Energía Kundalini.

Hoy vamos a meditar para despertar nuestra energía kundalini. Esta meditación está inspirada en el tantra. Tantra, en sánscrito, significa instrumento de expansión, y a eso precisamente es a lo que nos ayuda la energía kundalini. A expandirnos. A elevarnos.

La energía kundalini es la energía más potente y primitiva que tenemos. Pero está inactiva. Aletargada.

 Se asienta en nuestro primer chakra, muladhara chakra, que en los hombres se localiza en el perineo y en las mujeres en la base de la pelvis.

Kundalini significa aquella que está enroscada, y se representa con el dibujo de una serpiente enrollada sobre sí misma y dormida. La serpiente además es el símbolo de la conciencia eficiente. Por eso, una vez despertamos nuestra kundalini, ésta se eleva hacia arriba y viaja a través de  nuestro eje central,  pasando por cada uno de los chacras y  uniendo de esa manera el cielo con la tierra. Lo que es considerado como el despertar espiritual.

A través de prácticas como el yoga, pranayamas y la meditación, esa energía latente comienza a despertarse y empieza a ascender.

Con esta meditación, lo que vamos a hacer es llevar la atención a esos puntos en los que asienta y se eleva la kundalini, porque allí donde llevas la atención, la energía fluye, y ayudas de esa manera a despertar esa energía y desplazarla de abajo hacia arriba.

La energía kundalini es la energía de la creatividad y de la expresión de la propia personalidad. Por lo tanto, esta meditación nos ayuda a estar más creativos, a conectar con nuestra verdadera esencia y a elevarnos. Cuando estamos bajos de energía y nos sentimos inseguros, caminamos más encorvados, con los hombros hacia abajo, nos hacemos pequeños. Esta meditación nos ayuda a elevar esa energía y a expandirnos.

Espero que te guste. 

¿Te ha gustado el podcast?

¡Compártelo con quién tu quieras!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

¡Gracias!

La Guía de Reinvención profesional ya está en tu mail. ¡Disfrútala!